Añadir esta página a mis balizas Ver mis balizas
mapas, redes y sincronizaciones como metáfora del pensamiento artístico
  english translation castellano mail
buscar generar mapa
introducción | desarrollo | conclusiones | fuentes
relaciones
  ideólogos
Remedios Zafra
cabecera: mujeres y acción nav. por cabeceras otras cabeceras
idea: Mujeres y Arte navegar por ideas otras ideas
Mucha información en
Estudios online sobre arte y mujer
Mujer y Cultura Visual
Cárcel de amor. Relatos culturales sobre la violencia de género



Documentación
(Extractos de textos de Remedios Zafra)

La inmersión en el mundo virtual tiene su precio. Internet puede ser tan singular como repetitivo, tan heterogéneo como homogeneizado, tan violento como aburrido. Como todo nuevo espacio, en un principio parecía estar cargado de nuevas posibilidades y desafíos para las mujeres. Internet, una estructura horizontal de comunicación, esbozaba un panorama desjerarquizado repleto de atractivos para la acción social y el feminismo. Estar en Internet para las mujeres, como para todos aquellos otros excluidos hasta hace poco de la historia oficial, ha tenido desde el comienzo de la socialización del medio un valor añadido, la sensación de que los espacios por hacer ofrecen más posibilidades para la no-repetición de los viejos modelos de jerarquización social, más posibilidades para imaginar las nuevas condiciones creativas, sociales y políticas de un mundo en red.

El ámbito tecnológico, tradicionalmente vinculado al hombre, ha motivado que la incursión del ciberfeminismo en los distintos escenarios de la tecnología haya sido considerada en muchas ocasiones como una irrupción nómada, como una visita de quien no pretende quedarse. Más allá de la labor desarrollada en la misma red, donde esta forma de acción es bastante frecuente, el ciberfeminismo tiene un reto importante en la infiltración de la mujer en los distintos escenarios físicos del ámbito tecnológico. De hecho, la acción ciberfeminista no limita su campo de acción a la Red; los territorios donde actúa se amplían a las industrias y estructuras sociales físicas donde se piensa y fabrica la tecnología (industrias de software y hardware, centros de educación y política tecnológica, etc.), además de a los lugares donde se consume tecnología (justamente en este espacio es donde la mujer ha tenido siempre una mayor presencia).

En este sentido, las relaciones que vinculan a la mujer con los sistemas socio-laborales dentro de las redes de comunicación de la cultura electrónica, tienen lecturas muy diferentes. De hecho, el teletrabajo puede plantearse como una opción de emancipación laboral para las mujeres pero también como la carencia de ella, en tanto fácilmente se cae en la duplicación de tareas y en la minusvaloración e invisibilización de aquello que se realiza en el espacio doméstico. La separación económica y social entre dominios públicos y privados sigue siendo motivo de discusión, en este caso, por reforzar el estatus de subordinación de las mujeres trabajadoras en casa. Desde cierto punto de vista podría interpretarse como una maniobra del poder que usa la estructura de las vidas privadas para limitar las oportunidades de trabajo de las mujeres y la autogestión de su tiempo. La manera en que Internet facilita estos procesos no está exenta de consecuencias para las mujeres.
El desarrollo de un discurso crítico ciberfeminista implica conocer las vías por las que la Red, como cualquier otra forma de patriarcado global, puede ser usada para determinar los movimientos de nuevas fuerzas políticas o la subversión activista de l@s ciudadan@s.

El vínculo mujer-artista/mujer-feminista ha sido muy frecuente, sobre todo en el proceso de toma de conciencia colectiva acentuado en las últimas décadas. El interés por los nuevos espacios de producción y el uso de los medios de comunicación a partir de los que difundir y canalizar sus reivindicaciones ha sido también bastante habitual en el trabajo de las mujeres artistas.
Los sistemas genealógicos sobre los que se está construyendo el ciberespacio son eminentemente masculinos, si bien la horizontalidad de las estructuras de la Red es considerada por muchas teóricas como idónea para la feminización (a la que igualan a digitalización). De otro lado, si bien los fantasmas sobre la identidad sexuada que han sido conformados durante siglos de patriarcado forman parte de las tecnologías -también de nuestras identidades y de nuestros cuerpos-, pareciera que esta sensación se diluye en los medios nuevos. Resulta obvio que lo nuevo tiene un valor añadido para el feminismo, de tal manera que podríamos pensar que en Internet los espectros patriarcales y los lastres ideológicos sobre el género no se encuentran todavía asentados. No obstante, bajo la apariencia de Internet como un medio eminentemente democrático se esconden las mismas estrategias de poder de una parte de la humanidad sobre la otra. El desafío, en esta línea, se plantea como la necesidad de articular nuevas alianzas entre la mujer y la tecnología que subviertan estas asociaciones, nuevas redes donde prevalezcan el carácter público de la información, la accesibilidad, el debate crítico, la participación colectiva y la resistencia ante la repetición de estructuras marginadoras para la mujer.

Internet por sí sola no facilitará la emancipación de la mujer, ni siquiera una nueva representación de la mujer. Para lograr una nueva representación de lo que somos precisamos un importante ejercicio de imaginación y un atrevimiento mayor de igualdad sexual. El éxito de la tecnología debe ir unido a un cambio en las maneras de pensarnos. Tal como sugiere Rosi Braidotti, "la estrategia más efectiva para las mujeres sigue siendo utilizar la tecnología para liberar nuestra imaginación colectiva del falo y de sus valores accesorios, como el dinero, la exclusión y la dominación, el nacionalismo, la feminidad icónica y la violencia normalizada".


Zona primaria: pensamiento en red

Fecha de modificación: 22/02/2006 15:32
Fecha de creación: 04/11/2005 18:59
Compilador: Celia Gradín
Generar diagrama a partir de este elemento
Vista de impresión
idea 1 de 2 en mujeres y acción  atrás pág.1

Creative Commons License Esta obra pertenece a Celia Gradín bajo una licencia de Creative Commons salvo los documentos citados que son propiedad de sus autores.